Aprovechando los radiadores

Aprovechando los radiadores

Desde Woodies queremos daros algunas ideas sobre cómo aprovechar el espacio que ocupan los radiadores en nuestros hogares, creando soluciones originales y, como siempre, hechas a medida.

Ya sean radiadores de obra o eléctricos, lo cierto es que ocupan un espacio y suelen resultar más bien antiestéticos.

Según dónde esté colocado el radiador, podemos darle la función de mesa auxiliar o repisa, sobre todo en los radiadores que se encuentren cerca de la entrada. También podemos hacer lo mismo con los de los baños, ya que este espacio extra nos vendrá genial para colocar jabones y velas aromáticas.

Además de limitarnos a cubrirlos para que resulten más bonitos a la vista, podemos darles una función, convirtiéndolos incluso en un mueble más de nuestro hogar.

Baldas para los radiadores

Podemos colocar directamente una balda flotante encima del radiador, de modo que ya estaremos aprovechando el espacio. Es una forma muy sencilla y rápida de convertir el radiador en un elemento aún más funcional.

Se puede colocar tanto una balda como crear una estantería, optimizando aún más el espacio. Si lo que no nos gusta es que se vea el radiador, es tan sencillo como colocar delante una reja de madera y una balda, para transformalo en un objeto útil y decorativo.

Además, hay que tener en cuenta que durante los meses de frío somos conscientes de la utilidad de los radiadores. Integrarlos en la decoración y darles una función, les permite ser útiles durante todos los meses del año.

Para que no tengas que hacer agujeros en la pared en Woodies te proponemos nuestro recibidor Industrial, que podrás diseñar en la medida y acabado que quieras, eligiendo el tono de madera y hierro que más te guste.

Cubrir los radiadores

Cubrir los radiadores es la solución más clásica. Tenemos la opción de cubrirlo de forma que éste quede escondido dentro de la decoración, por ejemplo, en la trasera de un aparador, o por el contrario, hacerlo llamativo cubriéndolo con piezas que destaquen por sí solas.

Podemos crear para el radiador su propia pieza a modo decorativo, como encerrarlo en una caja, crear con el un armario, integrar un colgador para los bolsos. Este tipo de soluciones suelen dejar además la parte superior para ser utilizada como repisa, de modo que podremos colocar algún elemento decorativo como velas o plantas, o un cuenco para dejar las llaves si el radiador está en la entrada.

La pieza decorativa que escojamos para cubrir nuestro radiador podrá ser más clásica, de estilo vintage, de colores para el cuarto de los niños o que combine con los colores del mobiliario para integrarlo en el espacio. Las posibilidades son infinitas.

Bancos para radiadores

En Woodies te proponemos una genial idea para aprovechar los radiadores bajos: incorporarles un banco. Para el invierno, podemos tener un lugar donde sentarnos cómodamente mientras nos mantenemos calientes.

Podemos crear una zona de la casa realmente acogedora con un banco de madera a medida que se pueda adaptar perfectamente al espacio. Podemos añadir cojines o mantas que casen con la decoración de nuestro hogar.

Sin comentarios

Dejar un comentario

Your email address will not be published.